24 de febrero de 2005

Está noche se fueron los grillos
huían, parecía que su alma se escapo de su sombra,
seguro se habrán ido enamorados de tu canto.
Eso me pasó a mí.

Presa de tus ojos dejé en ti hasta la carne,
dejé a la luna culparse de mis años asustado,
recordé aquellos versos que escribí sin ti
y los he enterrado
porque quiero vivir.

2 comentarios:

Beu Ribe dijo...

Esto Poncho es.. ya te habia dicho.. es.. este.. si, eso.

Hermoso, muy hermoso.

Ojalá fuera para mi, no por ser tu, no nos asustemos.

Si no por ser hermoso, tan hermoso.

Dr. Farabeuf dijo...

Muchas gracias mujer chistosa!!!
Pero sobre todo gracias por darte tiempo para ayudarme a no escribir tan mal.